¿Cuándo cambiar las pastillas de freno en un vehículo?

Las pastillas de freno se deben inspeccionar con frecuencia y cambiarlas cuando toque. Y en esto último es precisamente en lo que se centra Road House en este artículo técnico.

No hay nada más seguro en un vehículo que disponer de unas pastillas de freno en condiciones. Las pastillas de freno se deben inspeccionar con asiduidad y cambiarlas cuando toque. Se trata de una tarea importante en la rutina de mantenimiento del vehículo.

¿Cuál es la vida útil de una pastilla de freno?

Las pastillas y los discos de freno son los componentes del sistema de frenado con más exposición al desgaste. Dicho grado de desgaste dependerá del kilometraje realizado y de cuales sean las formas de conducción.

Así, los conductores que someten sus coches a esfuerzos de frenado considerables, por ejemplo, en carreteras de montaña, conducción con cargas pesadas, con sobrecalentamiento del sistema de frenado, deberían revisar sus frenos más a menudo.

Un desgaste excesivo de las pastillas y de los discos de freno puede conllevar serios riesgos para la seguridad del vehículo, e incluso puede dañar otros componentes como las pinzas de freno o las llantas.

Un sistema de frenado que no se encuentre en buenas condiciones supone un cien por cien de posibilidades de sufrir un accidente. El sistema de frenado debe inspeccionarse cada vez que el coche pase por el taller para cualquier revisión (cambio de aceite, filtros, etc.). No se debe, bajo ninguna circunstancia, exceder los 20.000 km sin hacer una revisión del sistema de frenado. Aunque esto no implica que dicha revisión vaya a requerir que cambiemos alguno de los componentes del mismo.

¿Qué señales son claras para determinar un cambio de pastillas?

-Comprobar el espesor durante la inspección del vehículo y reparar cualquier condición anómala de las pastillas que se haya detectado. Una pastilla nueva tiene un espesor de unos 15 mm, cuando el espesor disminuye a los 2-3 mm, es necesario sustituir la pastilla. Se debe prestar atención al espesor de las pastillas en el día a día, además, las pastillas de las ruedas delanteras se desgastan más rápido que las traseras.

-Observar la señal luminosa en el salpicadero. Algunos vehículos vienen equipados con un indicador de desgaste electrónico que, mediante una luz indicadora de emergencia en el salpicadero, avisan al conductor cuando la pastilla de freno está desgastada y debe cambiarse. Aquellos coches que no cuenten con dicho indicador tendrán que realizar inspecciones rutinarias de las pastillas de freno.

-Escuchar el coche. Si se oye un sonido metálico al frenar, esto suele significar que el material de las pastillas de freno se ha desgastado y que hay que cambiarlas inmediatamente. De no hacerlo, los discos de freno podrían sufrir graves daños.

Precauciones que se deben tomar al cambiar las pastillas de freno

-Cambiar las pastillas de freno antes de que se hayan desgastado por completo.

-Después de cambiarlas, las pastillas nuevas necesitan un periodo de adaptación para proporcionar el mejor rendimiento.

-Tanto las pastillas del eje delantero como las del eje trasero deben sustituirse al mismo tiempo en los dos lados (derecho e izquierdo) para asegurar una frenada estable.

Melett

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Compartir
Artículo anterior¿Qué se debe tener en cuenta antes de cambiar la bomba y la dirección?
Artículo siguientePRO Service se ha hecho un hueco en el taller

¡Suscríbete a nuestro newsletter!