¿Cuáles son las ventajas y desventajas del acelerador electrónico?

En este artículo técnico, el blog de Iberisasl analiza las ventajas y desventajas del acelerador electrónico.

Desde los primeros Model T de Henry Ford, el acelerador del motor de un vehículo ha funcionado mediante un cable o una conexión mecánica del pedal del acelerador. Hoy en día estos mecanismos han sido reemplazados por el control electrónico de la aceleración o los sistemas ‘drive-by-wire’.

Estos sistemas también se desarrollan para frenos, dirección, suspensión y otras aplicaciones que harán que partes como la columna de dirección o el sistema de frenos hidráulicos se puedan eliminar.

Sin embargo, existen numerosos obstáculos técnicos que hay que despejar para poder implementar estos sistemas. Así, el blog de Iberisasl explica el funcionamiento del acelerador electrónico y sus ventajas y desventajas.

¿Cómo funciona el cuerpo del acelerador electrónico?

El cuerpo del acelerador electrónico tiene tres componentes principales:

  • Un módulo en el pedal de acelerador, con dos o más sensores independientes.
  • Una válvula de mariposa controlada por un servomotor o un motor eléctrico.
  • Un módulo de control del motor o del tren motriz conectado a esta red.

Puede considerarse como un sistema integrado que alimenta de información al módulo de control del motor, junto con las lecturas del sistema de control de crucero, el sensor de flujo de aire, el sensor de velocidad del motor, el sensor de velocidad del vehículo y el sensor de posición del acelerador.

El módulo de control del motor utiliza todos estos datos para abrir la válvula de mariposa en el ángulo deseado, controlando el suministro de combustible y la aceleración.

Esta red también interactúa con los sistemas como el control de estabilidad del vehículo, control de tracción, puntos de cambio de la transmisión y cualquier otro sistema que requiera administración de par o velocidad.

Ventajas del acelerador electrónico

Cualquier sistema mecánico que pueda ser reemplazado por un enlace electrónico inalámbrico significa un ahorro de peso general para el vehículo.

También significa que hay menos posibilidades de una avería mecánica debido al desgaste, corrosión o daño.

Durante la aceleración rápida, el cuerpo del acelerador electrónico suaviza el motor y la transmisión.

Desventajas del acelerador electrónico

Los sensores de posición del acelerador electrónico suelen ser de potenciómetro o del diseño del sensor de efecto Hall.

Un potenciómetro (piense en un control de volumen rotatorio de una radio) es un dispositivo que puede ser propenso a la corrosión, al desgaste o al polvo.

Debido a esto la suciedad se puede infiltrar en el sensor y causar averías.

El sensor de efecto Hall magnético es impermeable al desgaste, pero si fallara, fallaría de golpe, en lugar del rendimiento errático que mostraría un potenciómetro.

Los aceleradores electrónicos también son más complejos de mantener y, a menudo, requieren un restablecimiento o flasheo del módulo de control del motor si es necesario reemplazarlos.

Se han informado casos de aceleración involuntaria e incontrolada, pero lo más probable es que el ralentí anormalmente rápido y la respuesta errática del acelerador puedan hacer que su módulo de control del motor ponga al automóvil en modo de giro en el cual no se puede llegar a más de 40 km/h.

Las averías de software también son una posibilidad, al igual que la posibilidad de que alguien con una mala intención piratee el software.

El diagnóstico puede ser complicado, ya que algunas marcas y modelos pueden tener hasta seis u ocho códigos de problemas relacionados con el acelerador electrónico.

Las indicaciones de que el cuerpo del acelerador puede necesitar una limpieza incluyen un ralentí aproximado, una velocidad de ralentí baja y, posiblemente, un bloqueo al detenerse.