¿Cuáles son los profesionales más demandados en los talleres?

Según el blog Road House km0, existen cinco perfiles de profesionales que se demandan en el sector de la reparación…

En la actualidad, el sector de la reparación español emplea a unas 151.000 personas, con un aumento de 2.700 empleos (el 1%) en 2018, último años del que se tienen datos consolidados, según Conepa.

Tal y como informan desde el blog Road House km0, estos son los cinco perfiles más demandados en el sector de la reparación:

Electromecánicos. Teniendo en cuenta que hoy en día los vehículos modernos son cada vez más tecnológicos, esta figura es de vital importancia en cualquier taller. Los electromecánicos son los encargados del mantenimiento, montaje y transformación de todo el apartado mecánico y eléctrico de un vehículo, ya sean elementos eléctricos o relacionados con el motor de un vehículo. Dentro de sus funciones, deben ser capaces de detectar averías en los sistemas mecánicos, hidráulicos o eléctricos, así como llevar a cabo la reparación posterior en componentes como la caja de cambios, los frenos, las luces, los sensores, etc.

Chapistas y pintores. Actualmente, los empresarios y gestores de talleres tienen serias dificultades para contratar a buenos chapistas y pintores. El blog de Road House asegura que un buen chapista sólo lo es cuando ha acumulado cierta experiencia. Los vehículos cambian sus tecnologías y se modernizan, pero lo que no cambia es la carrocería o la pintura, más allá de colores nuevos o diferentes acabados.

Administrativos. Son los que se encargan de la facturación, del contacto diario con proveedores, de la recepción de llamadas y cualquier otra gestión relacionada con el taller. Sin necesidad de que sea experto en automoción o mecánica, el trabajo de un administrativo de taller no tiene por qué ser muy diferente al de cualquier otro sector, por lo que, según RH, no supone tanto problema encontrar profesionales de este tipo.

Asesores de servicio. Los también conocidos como recepcionistas de taller son una de las figuras más relevantes para la posventa, debido a que son la cara visible de la empresa cuando un cliente lleva su vehículo al centro de reparación. Entre sus funciones se encuentra mantener la calma en caso de que el usuario no esté satisfecho o haya problemas inesperados en el proceso de reparación, dar facilidades con respecto a los horarios o cumplir con los plazos de entrega previstos. Deben poseer tanto altos conocimientos de mecánica, como saber manejar la situación con el cliente, por lo que suelen resultar más difíciles de encontrar.

Relacionados con el Márketing. Desde Community Manager para llevar la gestión de las redes sociales, Social Media Managers, directores de Márketing o creadores de contenido. La presencia en la red es fundamental en el sector de la reparación. No obstante, en este caso, la experiencia o conocimientos de automoción pueden ser un plus y no tan habituales, ya que no hay tantos talleres que hayan apostado hasta ahora por este tipo de perfiles, según el blog del especialista en frenos.