Euromaster quiere adelantarse al futuro

Euromaster es actualmente una de las principales redes de talleres en nuestro país. Sin perder de vista el negocio actual, están decididos a dar respuesta a las necesidades futuras de unos usuarios que poco a poco van evolucionando en sus necesidades, así como en el servicio que demandan de los propios talleres. Para ello, se encuentran ya en pleno proceso de desarrollo de algunos proyectos piloto que verán la luz a comienzos del próximo año 2021.

En la entrevista publicada en el último número del periódico La Comunidad del Taller, la primera concedida a un medio de comunicación, su por entonces casi recién llegado director general para Iberia, Francis Ferreira, se expresaba con rotundidad: “El objetivo no es reparar coches, sino acompañar la movilidad de las personas”.

“Se están produciendo muchos cambios y no sabemos exactamente qué va a pasar mañana”, decía, aludiendo a la llegada de una nueva generación de clientes: “A menudo las empresas se enfocan en dar una oferta y hacérsela llegar a sus potenciales clientes. No es eso lo que queremos nosotros. Lo que buscamos es responder exactamente a las demandas de los usuarios. El desafío está en entender qué quieren realmente”.

¿Cómo van a hacerlo? Partiendo de la columna vertebral actual, “con una red fuerte, potente, cuyo negocio está actualmente centrado en un 80% en los neumáticos de turismo y camión”, la idea de Euromaster es invertir recursos para seguir potenciando ese negocio sin olvidar la importancia de entender a un cliente que será poco a poco diferente. Y es que el desafío no es tanto tecnológico, que también -“el eléctrico pesará mucho en el futuro, siendo además sólo el inicio de un cambio al que seguirán otras tecnologías como el hidrógeno u otras que aún ni siquiera conocemos. Pero es una cuestión técnica y nos adaptaremos. No me preocupa”-, como casi social: “Lo más desafiante ahora mismo es acompañar a las personas en su necesidad de movilidad”.

Lo harán por medio de diferentes proyectos piloto, que verán la luz a comienzos del próximo año 2021, y que tendrán como propósito entender hacia dónde va el negocio del taller y cuáles son las demandas de los usuarios -de todo tipo: los más tradicionales, pero también aquellos que pertenecen a una nueva generación que en algunos casos aún ni siquiera cuenta con vehículo en propiedad-, así como el modelo que prefieren para su relación con el taller.

Se lanzarán a analizar la movilidad entendida como concepto global: “El consumidor cambió. Las personas entendieron que lo único que no pueden comprar es el tiempo. La movilidad va a seguir siendo una necesidad, ahora bien, la mentalidad del usuario no será la misma. Los pilotos servirán para saber cómo vamos a reestructurar nuestra oferta tomando como partida la que tenemos actualmente”, aseguraba el director general de Euromaster.

De las conclusiones saldrá el modelo de negocio para Euromaster durante los próximos años. Un proyecto ambicioso, que requerirá por parte de la red de una importante inversión, pero del que están convencidos que serán capaces de extraer las líneas estratégicas que les posicionen en primera línea de salida para cuando haya que dar respuesta a necesidades que aún hoy en algunos casos ni siquiera los propios usuarios imaginan.

Interesante planteamiento del que merecerá la pena estar muy atentos…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Compartir
Artículo anterior¿Qué averías se pueden originar a causa de neumáticos en mal estado?
Artículo siguienteEl sector independiente avanza hacia su supervivencia

¡Suscríbete a nuestro newsletter!