“La inactividad es nefasta para los vehículos”

Desde la patronal de talleres Cetraa animan a los usuarios a no evitar la revisión previa a los desplazamientos del verano, sobre todo tras un periodo prolongado en el que muchos vehículos han tenido que estar inactivos, debido a la pandemia del Covid…

La confederación insta a los conductores a acudir a su taller de confianza y realizar el mantenimiento preventivo de sus vehículos antes de los largos desplazamientos característicos del verano. Asimismo, señala que este es un año atípico, en el que muchos vehículos han permanecido inactivos debido al incremento del teletrabajo y otras inercias provocadas por la pandemia del Covid-19. Si a esto se le suma que un gran número de ellos sufrió el paso de la borrasca Filomena y no han sido sometidos a ningún tipo de revisión desde entonces, se incrementa notablemente la posibilidad de sufrir una avería.

“La inactividad es nefasta para los vehículos”, ha declarado José Rodríguez Robayna, miembro del Comité Ejecutivo de Cetraa y vicepresidente de Atare (Cetraa Las Palmas), que añade: “Un ejemplo es el de la batería, que se va consumiendo a pesar de que el vehículo esté parado. Los manguitos de los circuitos refrigerantes, el sistema de manguitos de combustible en los vehículos de gasolina o los latiguillos de freno son otros ejemplos de elementos que se deterioran igualmente por la falta de uso”.

A su vez, Cetraa recuerda también que las inspecciones técnicas de vehículos (ITV) no son suficientes por sí solas para garantizar la seguridad en desplazamientos largos. “Algunos propietarios de vehículos piensan que cuando el vehículo aprueba la ITV es porque ya está en buenas condiciones, pero eso únicamente es cierto un cuanto a los elementos que la ITV ha podido inspeccionar. Hay una serie de puntos bastante peligrosos para el tema de seguridad vial y para el propio conductor”, ha recordado Rodríguez Robayna, que resalta que “el estado del sistema de amortiguación, la durabilidad de las pastillas de freno, el desgaste del embrague o posibles problemas con los rodamientos de las ruedas son elementos que no son detectables por la inspección técnica de vehículos, pero sí que son apreciados y evaluados por un buen mecánico, quien efectúa una prueba en carretera del vehículo, determinando si el coche está en disposición de realizar un viaje o desplazamiento largo”.

Por su parte, Cetraa también incide en la importancia de evitar realizar el mantenimiento en un taller clandestino, dado el consiguiente perjuicio para la seguridad vial, el medioambiente y la economía. “Los talleres legalmente establecidos estamos acostumbrados a tener que arreglar las pifias cometidas por los ilegales, que además siempre salen más caros que hacer las cosas bien”, ha señalado Rodríguez Robayna.

Por último, la patronal española aconseja a los conductores que soliciten al taller el registro de sus reparaciones y mantenimientos en librotaller.com. “Es una plataforma, desarrollada por Cetraa en colaboración con la DGT, que permite a todos los talleres españoles registrar en los servidores de la DGT las acciones de mantenimiento y reparación realizadas sobre los elementos de seguridad del vehículo. Así, el registro de reparaciones queda, por un lado, a disposición de los ciudadanos en el Informe del Vehículo de la DGT y, por otro, a disposición de los talleres a través de la herramienta de consulta de la plataforma”, han explicado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Compartir
Artículo anteriorFaconauto: “Menos titulares y más trabajo”
Artículo siguienteCastrol presenta su nueva estrategia de sostenibilidad

¡Suscríbete a nuestro newsletter!