Liqui Moly bate récords de producción

En 2021 Liqui Moly ha producido más que nunca, en concreto 105.000 toneladas de lubricantes, un 27 % más que el año anterior. «Por primera vez hemos superado la marca de 100.000 toneladas», destaca el director general Ernst Prost. «Lo que sería un gran rendimiento en cualquier situación, es aún más impresionante en un contexto tan desfavorable».

Entre las condiciones adversas a las que se ha hecho frente se encuentran la falta de materias primas, que no sólo causó la contracción de precios, sino que generó verdaderos cuellos de botella; así como los problemas con la logística global, lo que dificultó en igual medida la obtención de las materias primas y el envío de los productos acabados a los clientes. Todo ello en un contexto en el que los tipos de aceite son cada vez más numerosos y difíciles de fabricar, lo que hace que la producción sea aún más compleja.

No sólo en los aceites, sino también en los aditivos, la producción ha aumentado este año. En total, se produjeron 16,3 millones de latas con los aditivos para combustible, aceite y líquido refrigerante; lo que supone un aumento del 14 % respecto a 2020.

«El hecho de haberlo conseguido se debe a nuestro magnífico equipo, que ha superado los obstáculos con un gran talento para la improvisación y enorme flexibilidad», en palabras de Ernst Prost: «Y se demuestra que merece la pena invertir continuamente en la modernización de la producción y la logística«.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Compartir
Artículo anteriorNGK NTK se asocia con motor X-raid en el Dakar
Artículo siguienteLa anécdota de un taller con su cliente: «Mejor que no vengas más»

¡Suscríbete a nuestro newsletter!