“Me preocupa el coche eléctrico menos que la tristeza de Ronaldo”

José Luis Gata, responsable de Posventa en Solera, es uno de los rostros más conocidos de nuestro sector. Es una voz muy autorizada. En La Voz de Galicia concede una entrevista en la que habla de por dónde cree que irá el futuro de la posventa.

Y lo que empieza diciendo es que en la actualidad las preocupaciones del taller siguen siendo las que son: “El veto a la combustión no nos afecta, es puro márketing”. Ante la pregunta del periodista, ahondaba en el coche eléctrico: “En este país vendemos apenas el 5% de vehículos con motores alternativos, incluidos eléctricos. Si atendemos a esa medida, a ese ritmo tardaríamos veinte años en renovar el parque total a combustión. Aunque se veten las matriculaciones en 2040 seguirá existiendo un parque activo, vamos a seguir viviendo de la posventa de diésel y gasolina. En la posventa me preocupa el coche eléctrico menos que la tristeza de Ronaldo”.

Y es que, según explica, “se estima que el eléctrico podría reducir entre el 20 y el 25% la facturación frente a un coche de combustión por el menor mantenimiento preventivo, no hay que cambiar filtros, aceite, correa de la distribución…”; pero estos vehículos contarán con equipos tecnológicos más caros, con una necesidad además de contar con unos técnicos mejor formados, por lo que la mano de obra tenderá a ser más cara… Vaya, que lo que se irá por un sitio se recuperará por el otro.

Lo que sí preocupa a Gata es lo envejecido del parque español: “Tenemos un grave problema, pues en 2022 el 41% de los vehículos tendrán más de 15 años. Son 11,5 millones de coches que contaminan de verdad, no un diésel o un gasolina de ahora. De eso no habla nadie…”.

Si todos esos vehículos fueran achatarrados se sustituirían por otros más limpios, que además, siendo más jóvenes (y por tanto recorren más kilómetros y no están tan depreciados), dejarían más dinero en la posventa.

‘¿Por qué no se hace?’, le pregunta el periodista. Y responde Gata: “No es una medida popular. Supone erradicar los coches de menos de mil euros, que utilizan quienes menos poder adquisitivo tienen. Además, si se compran tres o cuatro millones de coches nuevos para sustituir a los antiguos, los ocho millones restantes supondrían pérdidas en pólizas de seguro, ITV, impuesto de circulación, y llevaría un alud de coches a desguaces”.

En cualquier caso, el futuro del taller pasa por su capacidad de adaptarse a lo que venga: “La posventa es darwiniana: cuando llegue la tecnología y te obligue a tener una mayor formación y nuevos y más caros medios técnicos quien te echará será la cuenta de resultados”

Y en ese punto hablaba de MyTaller (pincha aquí para ver un reportaje que publicamos en el periódico de La Comunidad del Taller acerca de esta plataforma): “El primer paso hacia el taller digital. De aquí a diez años vamos a facilitar la gestión digital para ese parque de coches tan antiguo. El pequeño taller podrá interactuar en tiempo real con aseguradoras, proveedores y el cliente final. Desde el presupuesto a la reparación, e incluso valoración de los servicios para adelantarse e imitar lo bueno de las redes sociales”.

2 Comentarios

  1. Tiene usted todos los días una “bomba de radiación ☢️ electromagnética” sobre su cabeza, y no creo que le preocupe…. es mas, le da la vida a este planeta y se llama sol , es cierto que la atmósfera cumple su función, pero ya cansa que se siga creyendo en las maldades del radio magnetismo!

  2. SE PREOCUPA POR EL CONSUMO, PERO NO SE PREOCUPA UD. POR LOS PROBLEMAS DE SALUD QUE ACARREARÁ, NI EL GASTO EN HOSPITALES PÚBLICOS. INSISTO LOS COCHES ELÉCTRICOS SON UNA BOMBA DE RADIACIÓN ELECTROMAGNÉTICA. DATOS INVESTIGADOS Y COMPROBADOS.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Compartir en Facebook

Compartir
Artículo anteriorBruselas propone 2050 como fecha tope para las cero emisiones ‘netas’
Artículo siguienteArnott Air Suspension Products, certificada por TÜV

¡Suscríbete a nuestro newsletter!