Los pilares del éxito según Liqui Moly: confianza, respeto y amistad

En otra de sus circulares dirigida a sus compañeros, el director general de Liqui Moly, Ernst Prost, pone en valor la importancia que tienen la confianza, el respeto y la amistad en el éxito del especialista en aceites y aditivos.

“Confianza, respeto y amistad”, “los tres pilares sobre los que se basa nuestro éxito”, así empieza la misiva a sus compañeros Ernst Prost, director general de Liqui Moly, señalando que, aunque pueda parecer “demasiado idealista”, la realidad de la compañía prevalece.

Y es que, asegura, “desde que nos afecta la pandemia, hemos contratado a 36 personas y con ello, creado nuevos puestos de trabajo. Hemos repartido gratuitamente en Alemania mercancía por un valor de 4 millones de euros entre diversos servicios de emergencia. Además, hemos invertido adicionalmente 18 millones de euros en la publicidad de nuestra marca y nuestros productos para beneficio de nuestros clientes en comercios y talleres. Todo esto en medio de una de las mayores crisis de nuestros tiempos…”. Asimismo, destaca: “También somos idealistas… ¿Cuáles son nuestras cifras de venta para este semestre? ¡2 por ciento por encima del año pasado!”.

“Nuestras jerarquías son transversales, las decisiones son rápidas y trabajamos en equipos consolidados en la amistad”, añade Prost, para quién “la marca somos nosotros mismos y la falta de talento se compensa con espíritu de lucha y moral”. Desde el especialista en aceites y aditivos quieren subrayar que la compañía alemana la forman “1.000 copartícipes inmersos en sus emprendedurías, para llegar a sus metas, para cumplir sus tareas, lograr éxitos y además divertirse mientras tanto”.

Haciendo gala del equipo Liqui Moly

Por su parte, el director general de la empresa ha querido poner en relieve la plena confianza que tiene en la fuerza, conocimiento y vitalidad de su equipo: “Nos surtimos de 1.000 pequeñas fuentes que procuran que el gran río lleve siempre suficiente agua”. Así como, explica, “todos los días nos hacemos los unos a los otros mejores, más rápidos y listos. Porque nos escuchamos y porque aprendemos los unos de los otros. Somos un equipo consolidado y hacemos gala de una marcada mentalidad ganadora”. Y esa filosofía interna de empresa también la ponen en práctica de cara a sus clientes: “Con la misma atención que nos escuchamos, escuchamos también a nuestros clientes. A fin de cuentas, nuestra ‘magia’ está pensada para nuestros socios y compañeros de negocios, para talleres, concesionarios y conductores”.

Por último, Ernst Prost cierra su circular especificando que “los mejores negocios siguen siendo aquellos donde todos se benefician y donde nadie pierde” y que “si remonta este pensamiento hasta sus orígenes, llegará de nuevo a la confianza, el respeto y la amistad…”.