Señales que alertan sobre cuándo es necesario sustituir el embrague

SPG Talleres explica qué síntomas pueden darse para identificar cuándo es necesario sustituir el embrague de un vehículo.

El embrague es el encargado de transmitir la potencia del motor a la caja de cambios. De este modo, facilita la elección de la marcha y la absorción de las sacudidas que provienen de la transmisión.

El cuándo se debe sustituir este componente por uno nuevo depende de la manera de conducir del cliente del taller, de los kilómetros que realice al año y del estado de mantenimiento general del coche. Como orientación, SPG Talleres recomienda hacer una revisión del embrague cada 150.000 kilómetros.

¿Cómo el cliente del taller puede detectar que se necesita un cambio de embrague?

-El coche se revoluciona cuando se pisa el acelerador pero no coge velocidad.

-Las marchas entran mal y de forma brusca.

-Cuando se suelta el pedal del embrague, se detecta que su recorrido es muy corto y que de forma muy rápida el coche se pone en movimiento.

-Se escuchan chirridos al pisar el embrague.

-Cuando parpadea o se enciende algún piloto que indica que se debe parar el coche por un fallo, entre los que se puede encontrar esta pieza.